alimentos saludables

Dieta saludable a seguir frente a las altas temperaturas

En época de verano se debe de adaptar nuestra alimentación y vestimenta a las altas temperaturas, pues hay personas que durante estos meses han reconocida que les asiste menos hambre, por lo que muchos apuestan por opciones y dietas saludables.

Por esta razón, resulta importante seleccionar que alimentos son buenos para incluir en nuestra cesta de compras para cuando el calor es muy alto, tratando de hacer este mucho más llevadero.

Se recomienda que en verano las comidas sean caseras y sencillas, pero sin dejar de ser sabrosas y nutritivas, por lo que se debe de llevar una dieta equilibrada y balanceada con buenas técnicas culinarias, alejándonos de lo que son las frituras.

Recomendaciones a seguir

Cuando hace calor se debe de llevar una alimentación en la que nunca falten los alimentos que hidraten, dando prioridad a los antioxidantes y a las vitaminas, como es el caso de las frutas y las verduras, y si estas son crudas mucho mejor, ya que así se aprovechan todas sus propiedades.

El son ocasiona que las células se oxiden y es lo que promueve el envejecimiento y los problemas en la piel, por lo que es importante ingerir este tipo de alimentos en esta época del año.

Además, los especialistas añaden que las altas temperaturas y el riesgo de sufrir una baja de tensión y deshidratación es lo que debe llevarnos a comer pocas cantidades de alimentos, pero a menudo. Así como también ingerir líquidos durante el día y no solo a las horas de la comida.

¿Cómo ayuda la dieta cuando hace calor?

Llevar una dieta saludable ayuda a mantener una tensión arterial estable, unos buenos niveles de energía y una hidratación optima y conveniente, que permita disfrutar esta época de verano.

Para ello existen una serie de consejos que son útiles:

  • Iniciar las comidas con verduras en forma de ensaladas, potenciando siempre los alimentos crudos.
  • Preparar aperitivos saludables, como los frutos secos, hummus, guacamole, olivas, etc.
  • Usar especias, si son picantes como el jengibre mejor, ya que el efecto que genera en el organismo es de refrescar, pues iguala la temperatura corporal con la del exterior.
  • No consumir muchas carnes rojas, sino introducir a la dieta más pescados como el atún, salmón, anchoas, sardina, cazón, pez espada, etc.
  • Priorizar los platos ligeros, acompañados siempre de verduras de temporada, como pepino, calabacín, berenjena, tomate, zanahoria, etc.

También te puede interesar leer: Comer aguacate es recomendable según Harvard

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)