Piden reanudar las ventas de fuegos artificiales

Piden reanudar las ventas de fuegos artificiales

0 40

Ángel Galván

Tultepec, Edomex.- Autoridades municipales y locatarios del Mercado de Artesanías Pirotécnicas de San Pablito, anunciaron en conferencia de prensa que 257 de los 300 comerciantes que conforman esta plaza, cumplieron en tiempo y forma con los requisitos exigidos por autoridades de los tres niveles de gobierno, por lo que ya no existe impedimento alguno para que los permisos suspendidos para la producción y venta de fuegos de artificio sean liberados por parte de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

En conferencia de prensa celebrada en las propias instalaciones del mercado de San Pablito, el alcalde Armando Cervantes Punzo, calificó esta fecha como un día de fiesta para Tultepec, Capital de la Pirotecnia, por ser esta actividad la que nos da identidad y por ser el municipio que concentra más del 50 por ciento de los permisos expedidos por la Sedena para la producción y venta de pirotecnia en el país.

Dijo que, tras la inspección respectiva de autoridades de los tres niveles de gobierno como son: Protección Civil Municipal, Protección Civil Estatal, el Instituto Mexiquense de la Pirotecnia, (IMEPI) y de la Sedena; se determinó que los módulos del Mercado de Artesanías Pirotécnicas de San Pablito, si cumplen con las medidas de seguridad y distancias exigidas.

Por lo que dado este cumplimiento se espera que en los próximos días la Sedena determine que quedan liberados los permisos que habían sido suspendidos desde el 20 de diciembre de 2016, para la comercialización de hasta 25 kilogramos de juguetería pirotécnica dentro de cada uno de los locales autorizados.

Los permisos por escrito dirigidos a cada uno de los 257 locatarios, el Secretario General de Gobierno del Estado de México, Alejandro Ozuna Rivero, pide a las autoridades competentes se realicen de manera permanente las inspecciones correspondientes con el propósito de evitar algún accidente que ponga en riesgo la vida y el patrimonio de comerciantes y comunidad en general.

En ese sentido, cada uno de los locatarios firmó una carta responsiva en la que se comprometen entre otras cosas a instalar equipo de seguridad como son: picos, palas, extinguidores, usar ropa de algodón, no utilizar ningún equipo eléctrico, no utilizar tubulares, vinilonas ni estructura alguna que exceda los límites del local.