Llaman a Santiago Taboada a resolver problemas de viene, viene en Mixcoac

Llaman a Santiago Taboada a resolver problemas de viene, viene en Mixcoac

0 193

Leobardo Reyes

La congresista Leticia Varela  Martínez promovió un punto de acuerdo para exhortar al alcalde de Benito Juárez Santiago Taboada Cortina, para que implemente las acciones necesarias para solucionar la problemática generada por los “viene, viene” o “franeleros” en la colonia Mixcoac, quienes se han adueñado de las calles Giotto, Cerrada de Giotto, Greco, Tiziano y Miguel Ángel y exigen un pago a los ciudadanos que diariamente se ven en la necesidad de estacionar sus vehículos frente a sus domicilios, y si no acceden son amedrentados de posibles daños a sus unidades móviles.

Mencionó, “estacionarse en la vía pública es casi imposible, ya que además del caos que se tiene debido a los comercios informarles y vehículos chatarra, en algunas zonas de la Ciudad las calles están tomadas por hombres y mujeres que se dedican a estacionar, ordenar y vigilar coches a cambio de dinero”.

Apuntó, “en algunas ocasiones piden la cuota de manera voluntaria, sin embargo, hay lugares en donde ya están definidas y las mismas oscilan entre 10 a 25 pesos, incluso tienen tiempos definidos para fijar la tarifa, lo que hace que se convierte en un negocio lucrativo, en la Ciudad de México año con año han aumentado las actividades de los franeleros o viene, viene, que es como normalmente se les conoce a las personas que apartan lugares con huacales, botes, palos y cualquier otro tipo de objeto que no permite que las personas estacionen los vehículos en espacios de la vía pública que no están restringidos, con la finalidad de cobrar una cuota a cambio de permitir el espacio”.

Comentó, “esta situación se ha ido incrementando, primero por falta de empleos formales y, segundo porque es una forma de adquirir ingresos de manera rápida y en muchas ocasiones porque ya una red de negocio de algún líder de zona, de acuerdo con el Consejo Ciudadano de la Ciudad de México las colonias mayormente afectadas en el corazón de la capital por este fenómeno son La Roma, Condesa e Hipódromo, donde crecieron el 83 por ciento en el año 2017”.

Indicó, en el censo levantado por el mismo Consejo se contabilizó a 145 personas dedicadas a esta actividad, sin embargo, y para este 2018, la cifra integró a 265, integrando a hombres y mujeres, únicamente en las colonias antes señaladas, “con estas nos podemos imaginar la gran cantidad de personas que tienen tomadas las calles de esta Ciudad, pues además de calles comunes, se ven notablemente en lugares muy concurridos, como lo son: centros comerciales, mercados, hospitales, centros de dispersión, escuelas, parques, jardines, etcétera”.

Apuntó, “en mayo del año 2016 salió en un medio de comunicación que personas franeleras entrevistadas dijeron que sus ingresos iban de 24 a 30 mil pesos mensuales y por supuesto libre de impuestos, lo que de acuerdo con el Instituto de Mexicano para la Competitividad son sueldos equiparables con algunas profesiones de posgrado, como la de finanzas que en promedio ofrece un sueldo de 28 mil 399 pesos”.

Añadió, “es necesario que las autoridades de cada demarcación territorial, implemente las acciones necesarias para que esta actividad se lleve a cabo de manera controlada, pacífica, sin violar la normatividad vigente en la Ciudad de México; y sin afectar a los habitantes de esta capital”.