Pese a que su trabajo es gris Morena busca que Brugada repita...

Pese a que su trabajo es gris Morena busca que Brugada repita en Iztapalapa

0 102

Leobardo Reyes

Vecinos de la alcaldía de Iztapalapa denuncian que la salvadoreña –aunque sus papeles oficiales dicen que es mexicana- Clara Marina Brugada Molina, miente en que se ha tenido un cambio comparado a las de administraciones pasadas, con programas que son “más de reflector” que de efectividad como su llamado “sendero seguro” en la Unidad Santa Cruz Meyehualco, donde al ir a otras calles se nota que no hay iluminación, “o sea sólo estarás seguro en la calle 55”.

Otro asunto donde una de las mejores discípulas del presidente Andrés Manuel López Obrador, no ha podido es con la seguridad pública, ya que en esta demarcación sigue dentro de las alcaldías consideradas como puntos rojos al igual que Gustavo A. Madero y Cuauhtémoc, donde los delitos más frecuentes además del narcomenudeo, se encuentran los asaltos a transporte público, transeúnte y otros, aunque según algunas estadísticas el índice criminal ha disminuido en esta jurisdicción de la zona oriente de la metrópoli, la percepción ciudadana sigue siendo otra.

Con estas credenciales Clara Marina fue reciente electa por el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) como su abanderada para los comicios del 6 de junio, donde espera conservar la “joya de la corona”, ya que es Iztapalapa la demarcación que da más votos, aunado a que en gran parte su designación a decir de los analistas políticos, la designación fue directamente aprobada por la jefa de Gobierno Claudia Sheinbaum Pardo.

El comercio informal en esta jurisdicción es otro de los aspectos que Brugada Molina ha atendido a medias, tal es el caso del tianguis que se pone los domingos en la colonia Apatlaco, donde los vendedores a cambio de cien pesos diarios siguen apoderándose de la vía pública obstruyendo el paso peatonal y vehicular, aunque Clara Marina comparte culpas con su homólogo de Iztacalco, Raúl Armando Quintero Martínez, ya que este punto comercial es compartido en ambas jurisdicciones, donde también se dice que se tiene la presencia de grupos delictivos como “La Unión Tepito” y los remanentes del Cártel de Tláhuac que lideraba Felipe de Jesús Pérez Luna, así como de otras organizaciones incluyendo los colombianos de “La Gota”.

Cabe destacar que otro punto donde la exdelegada por esta demarcación es el manejo que le dio a la pandemia de Covid-19, donde Iztapalapa ocupa los primeros lugares en lo concerniente a infectados, al optar por la distribución de medicamentos homeopáticos para fortalecer el sistema inmunológico y prevenir contagios, lo que a la postre fue contraproducente ya que la gente confiada hizo caso omiso a las medidas adoptadas de uso de cubre-bocas, lavado de manos constante, sana distancia, y evitar salir de sus domicilios en lo más posible, sin tomar en cuenta que al llegar a los hospitales presentan graves afectaciones como la diabetes, hipertensión arterial, enfermedades cardiacas, entre otras, por lo que tuvieron que ser encamados e intubados, al tener problemas de respiración requiriendo de ventiladores, que finalmente trajeron como consecuencia decesos.

Otro caso fue el denunciado en enero pasado por habitantes de la colonia Zona Urbana Ejidal Santa Martha Acatitla, de que pese a la emergencia sanitaria y declarado el semáforo rojo en esos momentos, seguía en operación el antro denominado “La Fortaleza”.

El centro de diversión  ubicado en el número 1263 de la calle Cutberto Aroche, todos los fines de semana abre sus puertas, por lo que decenas de jóvenes se dan cita sin importar que la capital estuviera en semáforo epidemiológico rojo. Quienes habitan cerca de “La Fortaleza”,  expusieron que entre semana parece una casa común, pero, se realizan tocadas multitudinarias sin la menor restricción en cuanto horario y venta de alcohol.

Incluso el viernes 29 de enero estuvo en el sitio un reguetonero y otros grupos, tal y como se anunció en la publicidad que repartieron días antes por la zona. La alcaldía de Iztapalapa es la que más ha sufrido con los contagios de Coronavirus en México, es la entidad que más ha registrado con poco más de 80 mil casos desde que comenzó la pandemia en México en marzo del 2020. Encabeza también  las que más muertes ha registrado con cuatro mil 830 personas que han fallecido.

Asimismo, habitantes de Iztapalapa se quejaron de la falta de respuesta a las denuncias hechas de la realización de fiestas pese a la pandemia, tanto en la alcaldía como en el Procuraduría Social, esta jurisdicción de acuerdo a la Prosoc fue de la que más denunció la realización de festejos, bailes, venta de bebidas alcohólicas.

Sigue siendo de las más peligrosas zonas de la Ciudad de México

De acuerdo al Observatorio de la Ciudad de México en su reporte del tercer trimestre de incidencia delictiva de la metrópoli, la jurisdicción a cargo de Clara Marina Brugada Molina en cuanto a homicidio doloso ocupó el tercer sitio en este rubro criminal La alcaldía que tuvo la tasa más alta de homicidio doloso en el tercer trimestre de 2020 con 3.81 carpetas de investigación iniciadas por cada 100 mil habitantes.

Por lo que respecta a feminicidios se iniciaron  0.34 carpetas de investigación por cada 100 mil habitantes siendo el tercer sitio de toda la Ciudad de México, por lo que respecta a robo a negocio, pese a no estar en el top ten de las alcaldías con mayor número de caso, la colonia Central de Abastos fue la segunda zona donde más se cometió esos ilícitos con  37 carpetas iniciadas.

En robos en transporte público ocupó la tercera posición solamente detrás de Cuauhtémoc y Venustiano Carranza, con 12.26 carpetas de investigación iniciadas por cada 100 mil habitantes. La trata de personas reportada aumentó en tres de las 16 alcaldías respecto al mismo periodo del 2019, la alcaldía que tuvo el mayor incremento fue Iztapalapa con 125%.

La alcaldía que tuvo la tasa más alta de narcomenudeo en este periodo fue Cuauhtémoc, con 54.75 CI por cada 100 mil habitantes; seguida de Venustiano Carranza (44.85) e Iztapalapa (21.95).

Entre las zonas más peligrosas de la demarcación se encuentran La Joya conocida popularmente como “El Hoyo”, donde de acuerdo a sus habitantes es centro de narcotraficantes, secuestradores, delincuentes de diversos rubros y adictos, tan es así que para entrar a las calles de esa colonia se requiere de un pase especial que dan los grupos criminales que operan en el sector, ya que en caso de no hacerlo, se cometería un grave error, incluso hasta para la misma policía. Otras colonias igual de conflictivas son la Unidad Vicente Guerrero, Central de Abastos, Tepalcates, José López Portillo, San Miguel Teotongo, Reforma Política, Unidades Habitacionales Ejército Constitucionalista, y Ejército de Oriente.

Otro punto que destaca es que junto con Gustavo A. Madero y Tláhuac, la administración de Clara Brugada Molina, destaca en una lista de 43 localidades en el país en las que la población de 18 años y más reportó haber tenido conflictos o enfrentamientos de manera directa con familiares, vecinos, compañeros de trabajo o de escuela, establecimientos o con autoridades de gobierno en el cuarto trimestre de 2020, esto de acuerdo a la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU) realizada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). El porcentaje en Iztapalapa se ubicó en 58.4 por ciento.

Esto sin tomar en cuenta que habitantes de la Unidad Ermita Zaragoza denuncian que la alcaldesa se olvidó del único jardín “Parque del Pueblo” que se encuentre en ese sitio, ya que lo han convertido en basurero, las autoridades de la alcaldía tanto perredistas como ahora de Morena, lo han abandonado desde hace más de seis años, las luminarias están en mal estado, las calles llenas de hoyos, la Ermita que cuenta con un mural de “Benito Messeguer” se ha convertido en un nicho para la fauna nociva y en foco de infección para la ciudadanía, por lo que le piden que antes de ir por la reelección atienda el rescate del área verde y medio ambiente.

También la alcaldesa que se siente segura de repetir su triunfo en las elecciones de junio, no ha dado respuesta a la rehabilitación del jardín “El Patoli” de El Salado, que a pesar de contar con vigilantes, la comunidad no puede disfrutar de este espacio, solo sirve y beneficia al administrador del sitio, quien a decir de los quejosos los días miércoles días de tianguis hace su “agosto”,  cobra cinco pesos para el uso de sanitarios, recursos que no ingresan a las arcas de la alcaldía, sino a su bolsa.

Para no variar, los colonos de la Unidad Habitacional Cabeza de Juárez, le reclamaron a la alcaldesa Clara Marina Brugada Molina la falta de atención y respuesta a las solicitudes de servicios al CESAC de la alcaldía, como la petición de la construcción de la banqueta oriente en la calle de Emilio Azcárraga Vidaurreta, entre Enrique Contel y casi esquina con la avenida Ignacio Zaragoza.

Refirieron que el personal de la territorial de Cabeza de Juárez en una visita a la Unidad Cabeza de Juárez 3, se le hizo la petición de realizar la obra de esa banqueta, han pasado los meses y no se ha tenido respuesta para atender esa demanda de la población que camina prácticamente entre los vehículos con peligro de ser atropellada desde hace más de 40 años.

Indicaron que en ese espacio, en donde se debe de construir la acera, actualmente está ocupada por comerciantes ambulantes a cargo de los hermanos David y Eduardo Mendoza Arellano, quienes según las autoridades, son “muy violentos” y están negociando con ellos para que despejen la zona que corresponde a la acera.

Revelaron que David tiene invadido el espacio que fuera parte de la Facultad de Estudios Superiores (FES) Zaragoza de la UNAM, y con la construcción de la avenida Guelatao partió ese centro educativo, desde la época del entonces regente de la Ciudad de México, Manuel Camacho Solís. Las demandas ciudadanas a Clara Marina Brugada y colaboradores, tiene como respuesta oídos sordos a las peticiones ciudadanas de la zona de Cabeza de Juárez, pero eso sí, los brigadistas morenistas ya comenzaron a operar para llevarle votos, en un video aparecen entregando un volante donde se observa la imagen de Clara Brugada Molina con la leyenda “Mi Vacuna”, y los “siervos morenistas” dicen a la persona “ya saben ahora por quien votar”, así busca la representante de la 4T con la bendición de la titular del Ejecutivo local conservar la “joya de la corona” de la Ciudad de México en los próximos comicios del 6 de junio, hecho que pareciera consumarse ya que su mayor adversario el PRD no ha asomado la cabeza, ni anunciado a su candidato que deberá trabajar muy fuerte para revertir la maquinaria morenista.