“Ninguna vacuna es efectiva al 100 por ciento; algunas persones enfermarán a...

“Ninguna vacuna es efectiva al 100 por ciento; algunas persones enfermarán a pesar de todo”

0 164

El director científico de Moderna, Tal Zaks, concedió una entrevista al diario El País, para explicar las evoluciones de la vacuna contra la COVID-19 que desarrolla su empresa. Zaks defendió la decisión de aplicar su futura vacuna en dos dosis.

Explicó que si bien “puede” que con una dosis fuera suficiente, “la gravedad” de la pandemia “justifica el desafío logístico de dar a la gente dos dosis”. “No quiero hacer algo que solo sea la mitad de bueno. Quiero ofrecer la mayor protección posible. Y esto se consigue con una segunda dosis”, zanjó el ejecutivo de Moderna.

Zaks, médico israelí, advirtió de la importancia de realizar las pruebas masivas que corresponden a la fase 3 del desarrollo de la vacuna, aunque no se refirió directamente al hecho de que Rusia registrara su vacuna sin haber realizado dichas pruebas.

El director científico de la empresa estadunidense explicó que para la fase 3 se usa un grupo control que solo recibe un placebo. “Si vemos eventos relacionados con la seguridad, sabremos si ocurren con la misma frecuencia en el grupo del placebo y en el grupo de los vacunados”.

“ALGUNAS PERSONAS ENFERMARÁN”

En ese sentido, Zaks advirtió que “hay que saber que ninguna vacuna es efectiva al 100 por ciento. Algunas personas enfermarán a pesar de mi vacuna”. Ante esta problemática, defendió que sin las pruebas masivas y el grupo control “la gente puede empezar a decir: ‘Ay, Dios mío, me pusieron su vacuna y estoy enfermo. Su vacuna me ha hecho enfermar’. Esto no es científico, pero necesitamos datos para poder explicarlo”.

NECESITAN ENFERMOS DE COVID-19 PARA LAS PRUEBAS

Asimismo, Zaks mostró su preocupación por que les falte gente que se contagie de COVID-19 para poder llevar a cabo las pruebas del grupo control. “Es estupendo para la sociedad que la situación esté bajo control y el virus desaparezca”, pero “si no hay casos, no sabremos si la vacuna es eficaz”, explicó el directivo de Moderna.

APRESURARSE EN APLICAR LA VACUNA, DECISIÓN POLÍTICA

Finalmente, Zaks advirtió que las prisas por empezar a aplicar la vacuna son un debate “legítimo”, pero  que “incluso si esperamos hasta el final del año o hasta el comienzo de 2021 para tener más información sobre los ensayos, seguiremos teniendo datos limitados”. Aun así, aceptó que “al final el Gobierno de cada país tendrá que decidir si compensa el riesgo/beneficio” de empezar a aplicar la vacuna temprano.