Huracán Laura alcanza categoría 4; llaman a evacuar Texas y Louisiana

Huracán Laura alcanza categoría 4; llaman a evacuar Texas y Louisiana

0 225
Nueva Orleans.- Laura se convirtió en un huracán de categoría 4 y se espera que cause «tormenta catastrófica, vientos extremos e inundaciones repentinas» en la costa noroeste del Golfo esta noche, dijo el Centro Nacional de Huracanes.
La tormenta, ubicada a 320 km al sur-sureste de Port Arthur, Texas, tuvo vientos máximos sostenidos de 220 km por hora el miércoles por la tarde, dijo el pronosticador con sede en Miami.
Las autoridades imploraron a los residentes costeros de Texas y Louisiana que evacuaran y les preocupaba que no hubieran huido suficientes personas.
La tormenta creció casi un 70 por ciento en energía en solo 24 horas a un tamaño que el Centro Nacional de Huracanes calificó como «extremadamente peligroso». Extrayendo energía de las cálidas aguas del Golfo de México, el sistema estaba en camino de llegar el miércoles por la noche o la madrugada del jueves como el huracán más poderoso que ha azotado a Estados Unidos en lo que va de año.
Una de las principales carreteras de Louisiana ya tenía agua estancada cuando las bandas exteriores de Laura se trasladaron a tierra.
Con el tiempo corriendo, tanto el gobernador de Texas Greg Abbott como el gobernador de Louisiana, John Bel Edwards, expresaron su preocupación de que no hay suficientes residentes costeros que se estén tomando en serio las terribles predicciones. En Lake Charles, los miembros de la Guardia Nacional condujeron autobuses escolares por los vecindarios y se ofrecieron a recoger a las familias.
Abbott advirtió que las familias que no salgan de peligro podrían verse privadas de la ayuda mucho después de que la tormenta toque tierra durante la noche.
Un huracán de categoría 4 puede causar daños tan catastróficos que los cortes de energía pueden durar meses en algunos lugares, y áreas amplias podrían quedar inhabitables durante semanas o meses. La amenaza de tal devastación planteó un nuevo desafío de socorro en casos de desastre para un gobierno que ya se esfuerza por hacer frente a la pandemia de coronavirus.