Analizan en Aguascalientes regreso a clases presenciales

Analizan en Aguascalientes regreso a clases presenciales

0 228

Aguascalientes, Ags.- Los gobiernos de Aguascalientes y Colima, con cuatro mil 229 y dos mil casos confirmados cada uno —y por lo tanto en semáforo naranja y rojo de la emergencia sanitaria respectivamente—, enfrentan la pandemia de Covid-19 en virtud de sus situaciones sanitarias específicas. En territorio hidrocálido, la autoridad de Salud ha abierto la posibilidad de regresar a clases presenciales en niveles medio y superior, pero con medidas preventivas; mientras, en la entidad costera, el gobernador José Ignacio Peralta, ha enviado una iniciativa de ley al congreso estatal para que el uso de cubrebocas sea obligatorio y propone también multas a quien, de ser aprobada, viole la ordenanza.

Raúl Silva Pérez-Chica, director del Instituto de Educación de Aguascalientes (IEA), informó que las instituciones educativas de nivel medio y superior en la entidad tienen la posibilidad de volver a las clases presenciales, con la condición de que se haga en grupos pequeños y bajo los protocolos sanitarios.

En rueda de prensa el funcionario estatal abundó que en el caso de educación media, el regreso de los jóvenes a las aulas se dará únicamente en grupos en los que sea estrictamente necesario hacerlo —como los que requieran del uso de laboratorios y talleres— o bien, los que están en riesgo de abandono escolar.

«En educación media ya se puede estar trabajando con grupos pequeños, sobre todo con aquellas alumnas y alumnos de preparatoria que están en riesgo de abandono porque no pudieron conectarse, porque no pudieron hacer el click, estar trabajando de manera normal con sus maestras y maestros», dijo.

Agregó que «en laboratorios y en talleres también está ya permitido y sugerido que puedan ya trabajar de manera presencial con todos los cuidados. Enfermería, técnicos en construcción, laboratoristas, tendrán que revisar de acuerdo a la pertinencia de sus carreras que estas situaciones pueden darse».

Posteriormente Silva Pérez-Chica destacó que la pandemia del coronavirus y la modalidad de educación a distancia puso en riesgo de abandono a seis mil jóvenes del estado, por lo que es necesario que los estudiantes regresen lo más pronto posible a las aulas.

«Hoy por hoy, podemos decir que media será el primer nivel en cuanto a las edades que ya pueden regresar en este caso a la parte presencial. El segundo nivel es educación superior», sostuvo.

Sobre la educación de nivel superior, escuelas normales y universidades autónomas, también se tiene permitido el regreso a las escuelas, siempre y cuando sea necesario para la formación estudiantil, como aquellos que necesiten hacer su servicio social, prácticas profesionales o el uso de talleres en las escuelas.

«Aquí también se permite y se sugiere que se pueda utilizar la educación presencial, también, con las mismas restricciones que acabamos de decir, de acuerdo a la pertinencia de las carreras, a la necesidad de las carreras, de acuerdo a los protocolos muy importantes de salud que se tienen que revisar. Siempre grupos pequeños para la parte presencial», concluyó.

Por otra parte, en Colima, el ejecutivo estatal José Ignacio Peralta envió una iniciativa de ley al congreso del estado para hacer obligatorio el uso de cubrebocas, y propone sanciones para los que incumplan la medida, de hasta 36 horas de arresto.

A través de sus redes sociales, el mandatario anunció la presentación de la enmienda denominada “Ley que regula el uso de cubrebocas y demás medidas para prevenir la transmisión de la enfermedad provocada por el virus SARS- CoV-2 (Covid-19) en el Estado de Colima”.

La propuesta busca establecer como medida de preservación y cuidado a la salud pública el uso obligatorio de cubrebocas en las personas, “así como otras medidas para prevenir la transmisión y riesgos de contagio del virus SARS-CoV-2, durante el tiempo que permanezca la emergencia sanitaria ocasionada por dicha pandemia y hasta que la autoridad sanitaria estatal declare oficialmente su conclusión”.

Hasta el 3 de agosto, según datos oficiales de la Secretaría de Salud, en el país hay 443 mil 813 confirmados, acumulados; 28 mil 741 acumulados, activos; 79 mil 30, sospechosos de padecer la enfermedad; 48 mil 12 han fallecido por la enfermedad viral.