Adrián LeBarón, satisfecho tras reunión con AMLO

Adrián LeBarón, satisfecho tras reunión con AMLO

0 129

Luego de su reunión con el presidente, Andrés Manuel López Obrador, Adrián LeBarón se dijo contento porque no les dieron «atole con el dedo» sobre las investigaciones del asesinato de nueve de sus familiares en noviembre pasado.

“Sí hay avances, estamos contentos con los resultados de la investigación hasta hoy, pero no podemos decir más porque es peligroso, incluso para nosotros mismos», declaró brevemente afuera del Palacio Nacional.

«Tenemos una reunión con él (López Obrador) en un mes. Yo sé que esto es con calma y estamos dispuestos a esperar», expresó.

Adrián LeBarón dijo que sí vio compromiso del Gobierno Federal, aunque afirmó que el propio presidente reconoció la dificultad del caso durante la reunión a la que asistieron el fiscal General de la República, Alejandro Gertz Manero, los titulares de las secretarías de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubon y de Gobernación, Olga Sánchez Cordero.

Julián LeBarón calificó como positivo el encuentro con el titular del Ejecutivo Federal, en la que les presentaron los avances de las indagatorias del ataque ocurrido el pasado 4 de noviembre, en el municipio de Bavispe, Sonora, en los límites con Chihuahua.

“¿Cómo calificaría la reunión?, se le preguntó: “creo que fue positiva, porque ya estamos estableciendo que nosotros queremos ayudarle a la autoridad, pero también le vamos a exigir”, respondió LeBarón.

Tras el encuentro, Ebrard Casaubon, afirmó que fue cordial y buena, y que López Obrador expresó a LeBarón su indignación por los arteros hechos de los que fueron víctimas sus familiares.

“Se les dio un reporte de la Fiscalía General de la República sobre el avance de las investigaciones hasta este momento, lo que se puede divulgar, porque no se puede dar todo, y se acordó hacer otra reunión dentro de un mes”, refirió el canciller.

A su vez, Sánchez Cordero expresó que hay secrecía en las pesquisas para evitar filtraciones y que se ponga en alerta a otras personas a las que se les investiga.

Antes, Adrián Lebaron había comentado que llegó el momento de que la sociedad mexicana se una para exigirle al gobierno que ponga un alto a la violencia que este año ha cobrado la vida de 30 mil personas.

De las autoridades mexicanas los LeBarón expresan que esperan poco, por lo que insisten en pedir ayuda internacional, incluida la de Estados Unidos, para enfrentar a los criminales que se han adueñado de regiones del país sin que en un año de gobierno López Obrador haya avanzado significativamente en su promesa de dar seguridad a la ciudadanía.

“Cooperación sí, intervencionismo no”, declaró al respecto el presidente mexicano, mientras que en las redes sociales se desató una tanda de críticas a los LeBarón, acusándolos de traidores a la patria.

“No somos vendepatrias o traidores a nuestro país. La realidad es que la seguridad, la libertad y las oportunidades económicas del pueblo mexicano han sido secuestrados por la violencia y la brutalidad de los cárteles. Si nosotros, los ciudadanos de México, no exigimos la justicia ahora, no quedará patria para vender… retomemos a México de las manos de los terroristas”, manifestaron en una carta abierta integrantes de la familia LeBarón.

Por su parte, Julián LeBarón explica que la propuesta de pedir ayuda internacional, no sólo a Estados Unidos, es porque, a un año de su gobierno, el presidente ya mostró que no puede resolver solo el problema de la violencia:

“Lo que se está haciendo no funciona, hay que presionar donde se puede para que haya un cambio. Tenemos casi 30 mil asesinatos de manera violenta el último año y no se resuelve ninguno de esos casos. Estamos desesperados, buscando respuestas y soluciones; no creo que a largo plazo nos sirva que venga un poder extranjero a ayudarnos, nosotros tenemos que aprender a resolver nuestros propios problemas.”

No obstante cuestiona: “Pero si a nuestras familias las están balaceando, qué prefieres: ¿pedirle a las víctimas que abracen a quienes están disparando o que vengan unos soldados profesionales que saben lo que hacen a poner orden? En algún momento tenemos que tomar esas decisiones”.

“En mi opinión, el presidente no puede resolver el problema de la violencia. ¿Cómo lo va a hacer si las instituciones están podridas hasta la médula y así estaban cuando él llegó? Todos somos responsables por el problema que estamos viviendo porque no hemos asumido la responsabilidad de defender y proteger nuestra libertad.

“La única forma es crear una comunidad de personas dolidas o comprometidas con el país para poner contra la pared a la autoridad y obligarlos a que hagan su trabajo, porque no pueden tener un monopolio de los servicios de seguridad y de justicia si no están cumpliendo con su deber. Tenemos que recuperar la responsabilidad ciudadana de reconstruir y quitar lo que no sirve».