Provocan cierres de vialidades caos en la metrópoli, policías federales protestan

Provocan cierres de vialidades caos en la metrópoli, policías federales protestan

0 281

Leonardo Juárez R.

Severo caos causaron ayer elementos de la Policía Federal en diversos puntos de la Ciudad de México, al mostrar su inconformidad por la transición de la Policía Federal a la Guardia Nacional, desde temprano tomaron las instalaciones de la Secretaria de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) conocidas como Contel ubicadas en Periférico entre Eje 5 y Eje 6 en la alcaldía de Iztapalapa, y otros puntos por más de seis horas, al tiempo en que llamaron a que este miércoles haya un paro nacional.

Tras romperse las mesas de dialogo con las autoridades de la SSPC, al no llegar a un acuerdo, los policías federales participantes regresaron a sus cuarteles, a cumplir con sus funciones, quedando aún cerradas parcialmente una parte de Constituyentes, el acceso a la carretera México-Pachuca, y Contel.

Policías federales estrangularon con bloqueos la avenida Constituyentes, la autopista México-Pachuca y Periférico Sur, además del Centro de Mando en Iztapalapa, donde mil 500 agredieron a la coordinadora de la Guardia Nacional Patricia Trujillo que acudió a dialogar con ellos.

De acuerdo a los primeros reportes efectivos de la Policía Federal (PF) apoyados por algunos familiares, bloquearon la circulación en avenida Las Torres, a la altura de Constituyentes, lo que ocasiona severos problemas viales para quienes se trasladan hacia o desde Santa Fe, Cuajimalpa y Toluca. El tránsito está detenido o a vuelta de rueda en más de seis kilómetros.

Lo mismo ocurrió en la autopista México-Pachuca, a la altura de San Juanico, en el municipio de Tlalnepantla de Baz, donde los uniformados cerraron y complican el paso a quienes se trasladan entre Ecatepec, Tecámac, municipios vecinos y la Ciudad de México. En esos sitios hubo largas filas de vehículos en ambos sentidos de hasta ocho kilómetros, causando molestias entre los usuarios de estas vías, quienes no tuvieron otra más que buscar alternativas o de plano armarse de paciencia al ver que su día estaba perdido. Cerca de las 19:00 horas de este martes los inconformes comenzaron a liberar la vialidad.

Las acciones se extendieron al Periférico Sur, a la altura de Jardines del Pedregal, donde los uniformados federales pusieron obstáculos de manera intermitente en carriles centrales y laterales en dirección al norte, y la fila de vehículos que avanzaba con extrema lentitud llega hasta Cuemanco.

En la alcaldía de Iztapalapa, los elementos policiacos mantuvieron la toma de las instalaciones del Centro de Mando de la Policía Federal y el bloqueo de Periférico Oriente, lo que mantiene colapsadas las calles y avenidas cercanas. En tanto, otro grupo de esa corporación realizó un quinto bloqueo, en Río San Joaquín y calzada Legaria, alcaldía Miguel Hidalgo.

Debido a esto, todos los carriles de San Joaquín a la altura de la colonia 10 de Abril, se encuentran cerrados por policías federales, lo mismo que Legaria, por lo que autoridades capitalinas recomendaron a los automovilistas circular por vías alternas.

Las alternativas que dieron las autoridades de la metrópoli, fueron la calzada México-Tacuba, la avenida Marina Nacional, la calzada Mariano Escobedo y boulevard Miguel de Cervantes Saavedra.

Esos despliegues ocasionaron que cientos de automovilistas quedaron atrapados en la autopista México-Pachuca a la altura del municipio de Tlalnepantla, por el bloqueo de elementos de la Policía Federal quienes denuncian falta de recursos para laborar, disminución de sueldos, perdidas de bonos y días de descanso tras la incorporación a la Guardia Nacional.

Cabe señalar que desde hace unos días a través de un chat de elementos de la Fuerzas Federales de la PF, se refería el descontento con la nula información que recibieron de parte de la dependencia a cargo de Alfonso Durazo Montaño, ya que no se les indicó cuál era su futuro laboral, ya que al acudir a los cursos de inducción a la Guardia Nacional, se les cobró los alimentos a 50 pesos, y pernoctaban en colchonetas o cartones  en el suelo, mientras que los militares si contactan con dormitorios dignos.

Los quejosos afirman que es obvio que la Guardia Nacional es una corporación corte militar, y “los policías federales somos de corte civil, lo que genera un problema complejo al tratar de unificarlos. Los sueldos, los rangos, la antigüedad, y demás prestaciones son temas que deberán de quedar muy claros, así como la aceptación del modelo policial de corte militar”.

Reiteraron que es de poca confianza la posición de las autoridades federales, por lo que debieron de cumplir a lo que se comprometieron en las mesas de trabajo que ellos mismos propusieron. La mayoría de los policías federales inconformes cuenta con estudios de bachillerato y licenciatura, e incluso maestría, para otras corporaciones de seguridad estatales o municipales este movimiento puede ser de gran ejemplo para defender sus derechos”.

Trascendió que hasta el momento ya alcanzan 600 firmas para solicitar un amparo colectivo que presentarán en los tribunales administrativos de Pedregal, los elementos de la Policía Federal que se oponen a la transición a la Guardia Nacional, pese a que la autoridad de la SSPC mantiene su postura de que no hay vuelta de hoja al proyecto.