La “U” grupo criminal que opera similar a cárteles de la drogas...

La “U” grupo criminal que opera similar a cárteles de la drogas en la CDMX

0 134

El trasiego y ventas de drogas, la venta de armas, el cobro de rentas a comerciantes, robo, venta de productos hurtados, y ahora el control de los servicios de damas de acompañamiento “Escorts” son los negocios que mantiene el denominado grupo la Unión Tepito, que mantiene presencia en al menos seis demarcaciones de la Ciudad de México, aunque ahora trascendió que las pugnas internas por el control de la empresa criminal han cobrado decenas de muertes en calles de la colonia Morelos y Doctores, en los últimos casos las víctimas han sido tasajeadas con  navaja dejando en el cuerpo de los ejecutados siglas de la “U” y la “UT”, firma de los bandos en conflicto, así como la muerte de la dueña de un centro nocturno de la colonia Roma cuyo cuerpo fue abandonado en un cárcamo de Ecatepec, Estado de México.

De acuerdo a versiones de autoridades y de gente de la zona de Tepito, tras la muerte del otrora líder de la “UT”, Francisco Javier Hernández Gómez (a) “Pancho Cayagua”, en el estacionamiento de un centro comercial ubicado en la colonia Tepeyac Insurgentes en Gustavo A. Madero en octubre del año pasado, se desató una guerra por ocupar el liderazgo de la Unión.

Se dice que tras lo anterior se encuentra Roberto Moyado Espinoza (a) “El Betito de la B” o el “Mini Alex Syntek”, a quien las autoridades capitalinas atribuyen más de 20 crímenes en la capital, meses después salió a la luz “Fuerza Tepito” o “La U” que desde lo más escondido de Tepito se reveló a la Unión, lo que ha teñido las calles de sangre y en el aire el olor a pólvora y muerte.

Esta nueva asociación delictiva envió un mensaje a la SSP y la PGJ de la CDMX, donde les solicitan tomar las acciones necesarias para detener a Moyado Espinosa y sus lugartenientes, señalados de las extorsiones,  balaceras y crímenes en gran parte de la metrópoli.

Según este mensaje Moyado Espinoza o Roberto Moyado Esparza, es el cabecilla de “La Unión”, tiene como su mano derecha y jefe de sicarios a Juan Iván Arenas Reyes o Manuel Iván García (a) “El Pulga”, ambos son señalados de protagonizar una balacera a las afueras de la “Arena México”, que dejó como saldo tres personas que salían de la función de lucha libre, las cuales fueron alcanzados por las balas de los participantes en la riña generada en el estacionamiento que se encuentra frente al centro nocturno “El Búho Tropical” en la colonia Doctores, el cual fue clausurado en el mes de marzo de este 2018.

Los miembros del “Frente Tepito” decidieron desenmascarar a los integrantes de La Unión, subiendo en redes sociales fotografías, nombres y domicilios en los que saben viven los integrantes de la “U”, en esa ocasión en el mensaje enviada a las autoridades de la metrópoli se observa a un sujeto encapuchado con lentes oscuros, quien le proporciona información al exdelegado en Cuauhtémoc, Ricardo Monreal Ávila, de estos hechos, comprometiéndose posteriormente a darle más datos en los que se refieren a los mandos de la Secretaría de Seguridad Pública (SSPCDMX), Procuraduría General de Justicia (PGJCDMX) y por la lideresa de ambulantes y defensora de los derechos de comunidad lésbico-gay, Diana Sánchez Barrios, quien posteriormente desmintió el hecho y denunció a dos funcionarios, en esa ocasión le vinculaban con extorsiones a comerciantes y con la invasión de predios en las colonias Roma Norte y Centro, también algunos líderes sociales sospechan que María Rosete Sánchez, estaría involucrada con esa empresa delictiva.

La información entregada en esa ocasión a Monreal Ávila, refiere que uno de los domicilios de “Betito de la B”, se encontraba en la avenida Manuel Luis Ortigoza 332, colonia Torres de Lindavista en la delegación Gustavo A. Madero. Su lugarteniente Juan Iván Arenas Reyes o Manuel Iván García Llerena, pernoctaba en los inmuebles que se ubican en Doctor Mariano Azuela 292 interior 101, Insurgentes Nortes 458 edificio Geranio, interior 404, y en Ricardo Flores Magón 292, colonia Atlampa, todos los domicilios en la delegación Cuauhtémoc.

Asimismo, manifiesta que entre los mandos policiacos que protege supuestamente a la “U” se encuentra Raúl Peralta Alvarado, director de la Policía de Investigación de la PGJCDMX, los comandantes de la PDI Fernando de Anda, Miguel Barrera Camacho (a) “Comandante Camacho”, los policías Jorge Castro Moreno (a) “El Quemado”, y Rachif Castro.

Sale a relucir la UT tras el “levantón” de trece personas del “Heaven Afther”

El “levantón” y ejecución de 13 jóvenes encontrados en una fosa clandestina del rancho “La Negra” en Tlalmanalco, Estado de México en mayo de 2013, sacó a la luz pública la existencia de La Unión de Tepito y la Unión Insurgentes, quienes se disputaban  el control de la venta y distribución de drogas en bares de la colonia Roma, entre las víctimas se encontraba Jarzy Reyes hijo de uno de los fundadores del cártel de Tepito Jorge Reyes “El Tanque” actualmente preso en el CEFERESO de Hermosillo, Sonora, las víctimas se encontraban en el Bar Heaven en la Zona Rosa, en el curso de las indagatorias se estableció que gendarmes de la SSPCDMX participaron en los hechos.

En ese periodo, el exprocurador capitalino, Rodolfo Fernando Ríos Garza, daba a conocer que entre los líderes del grupo delictivo estaba el “Betito”,  a quien se le atribuyen más de 20 crímenes, además lideraba al grupo de extorsionadores y vendedores de droga, en su mayoría jóvenes que se desenvuelven como sicarios de la organización.

“El Betito”  comenzó en el hampa como ladrón de relojes finos en la exclusiva zona comercial y restaurantera de Polanco, después se dedicó al narcotráfico en toda la zona centro de la capital.

Se apoderan de los espacios públicos y mantienen el terror entre el comercio

En el año de 2016 empresarios de la zona de Madero en la colonia Centro, revelaron que estaban decididos a cerrar sus negocios, debido a que grupos delictivos los visitaban constantemente para solicitarles cantidades que oscilaban entre los 60 mil pesos o más mensuales, a cambio de brindarles seguridad en sus establecimientos.

Los afectados manifestaban que como estaban las ventas y los gastos no podían cubrir las cuotas, “se trataba de hombres y mujeres que decían pertenecer a la Unión, quienes se hacías pasar por clientes, esperaban el momento para acercarse y decirnos sus condiciones, los problemas empeoraban cuando se les daba el dinero y supuestamente calles adelante se los quitaban, y volvían por más efectivo”.

Dijeron no confiar en las autoridades “ya que al acudir a denunciar ante el Ministerio Público prácticamente firmabas tu sentencia de muerte, misteriosamente días después llegaban a nuestros lugares de trabajo o domicilio, hampones quienes nos amenazaban con asesinarnos si seguíamos abriendo la boca, lo que nos hace suponer que tienen a la policía comprada, ya que cómo se enteran de nuestros datos personales, estamos aterrorizados por la situación que parece no tener salida”.

Tan eficaz y productivo ha sido el “cobro de derecho de piso” para la “U” es que llegan a rentar sitios en la vía pública  y centros comerciales hasta por 150 mil pesos, extendiéndose sus zonas de influencia no solo en las colonias de la delegación Cuauhtémoc, sino en la Venustiano Carranza, Benito Juárez, Cuajimalpa, Iztacalco y Gustavo A. Madero.

En este sentido, grupos de comerciantes informales refieren que los espacios más cercanos al Centro Histórico son los más caros ya que van de los 60 mil pesos para arriba, los lugares para vendedores pequeños de la zona del Eje Central varía entre los 50 y 100 pesos diarios, “nos llegan hablando sobre la protección, nos piden un padrón de miembros y de ahí se calcula la renta, pasan generalmente los sábados por las cuotas, tenemos conocimiento que lo mismo sucede en el tianguis de los domingos de la avenida Apatlaco que abarca las delegaciones Iztacalco e Iztapalapa, ahí las cantidades son más altas, algunos dicen que son de 150 a 600 pesos por comerciante, la realidad es que nadie quiere hablar de eso por temor a las represalias, la U sabe cómo te mueves, y tus horarios para que le juegas”.

Entre las promesas de la “U” a los ambulantes está que quienes se asocien con ellos presuntamente garantizan que los gendarmes de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), los inspectores de comercio del GCDMX y de las delegaciones, personal del Instituto de Verificación Administrativa (Invea), no se meterán con ellos.

Trascendió que la asociación criminal usa prestanombres para comprar locales en centros comerciales, posteriormente los rentan entre 5 y 7 mil pesos semanales a quienes administren el espacio.

Se dice que los integrantes de la Unión se “capacitan” en sus métodos en Tamaulipas, con gente del Cártel del Golfo y de “Los Zetas”, trayendo sus enseñanzas para implementarlas en la CDMX, en 2013 el gobierno capitalino reconoció que la U tenía controlado el narcomenudeo en los más famosos y concurridos bares de colonias de abolengo como la Condesa y la Roma, así como algunos corredores de venta en las delegaciones vecinas al Estado de México.

Su zona de mayor actividad en Tepito está en las calles Panaderos, Peluqueros, Pintores, Hojalateros, Carpintería, Plomeros, Talabarteros, Mecánicos y Labradores, de acuerdo a reportajes publicados por El Universal y BBC Mundo.

Hasta hace un par de años su sede estaba en una vecindad escondida en los puestos del Eje 1 Norte, en la colonia Morelos, que por estrategia cuenta con diferentes salidas, entre los vecinos del Barrio Bravo se le conoce como “La Cueva”.

Finalmente entre los habitantes de la colonia Morelos se manifiesta que el origen de La Unión, puede ser la boda entre Armando Hernández Gómez “El Ostión”, y Judith Camarillo Feijoo, media hermana de los hermanos Mario y Fidel Camarillo quienes iniciaron el mercado de las drogas en Tepito.