Fallece por infarto el 40 por ciento de las personas con factores...

Fallece por infarto el 40 por ciento de las personas con factores de riesgo cardiovascular

0 60

Leonardo Juárez R.

La Secretaría de Salud (Sedesa) busca con el sistema de Monitor Cardiopulmonar detectar a tiempo a personas con riesgos de infarto agudo al miocardio y enfermedades crónico-respiratorias, como el Asma y Epoc, las cuales se ubican  entre las primeras causas de muerte.

Mencionó que el monitor es un sistema de la telemedicina con electrocardiógrafos y espirómetros instalados en Centros de Salud, que funciona en coordinación con el Instituto Nacional de Cardiología  y de Enfermedades Respiratorias (INER), para reducir los índices morbi-mortalidad mediante  la detección y atención oportuna y especializada.

Expuso que de acuerdo con el protocolo, cuando unidades de salud ven en una persona síntomas de infarto o problemas respiratorios pulmonares, envían los datos vía internet desde los aparatos al Centro de Diagnóstico de los institutos para la confirmación de diagnósticos, estabilización del paciente y en caso necesario, su traslado a sus instalaciones u a hospitales del sistema de salud local.

Indicó que con los electrocardiógrafos se busca ubicar los principales riesgos de infarto, como son síntomas de angina de pecho y de infarto agudo al miocardio que es causa principal del 1% de mortalidad en general en el país y Ciudad de México.

En ese sentido, Pedro Ulises Jaimes Avendañez, subdirector de Instrumentación de Procesos de los Servicios de Salud Pública, detalló que las personas que tienen factores de riesgo cardiovascular, como fumadores, hipertensos, con problemas de glucosa, colesterol y triglicérido altos, con sobrepeso y obesidad y sedentarias, el 40% fallece a consecuencia de infarto agudo miocardio.

Apuntó, el infarto agudo al miocardio es cuando parte del corazón muere debido a que deja de llegarle sangre y oxigeno por alguna obstrucción. Mientras que una angina de pecho es un dolor que se manifiesta porque llega muy poca sangre a falta de oxígeno, por eso se busca la pronta intervención para desbloquear las arterias y así evitar muertes por infarto.

Subrayó, para ello los responsables del Monitor Cardiopulmonar, en coordinación con personal capacitado de los Centros de Salud realizan una rápida valoración mediante los electrocardiogramas a los pacientes que llegan con algún malestar como dolor en el pecho y sudoración.

Añadió, incluso invitan a hacerse un chequeo a las personas que acuden para alguna consulta, estudio o vacunación, principalmente a pacientes con enfermedades crónicas como diabetes, obesidad e hipertensión, ya que tienen mayor riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares e infarto.

Recomendó, en caso de presentarse un caso de riesgo de un infarto al miocardio, los médicos administran el medicamento específico o realizar una intervención como la angioplastia para el tratamiento inicial del infarto, todo ello bajo las indicaciones de los especialistas del Instituto Nacional de Cardiología. La angioplastia es un proceso terapéutico para desbloquear la arteria afectada que va al corazón y restablecer el flujo sanguíneo.

Dijo que un procedimiento similar se realiza en el caso de los problemas respiratorios crónicos, como Asma y pulmonar obstructiva crónica (Epoc), cuyo objetivo de la Secretaría de Salud de la Ciudad de México y del INER, es detectar con los espirómetros a un mayor número de personas que no se saben enfermas pero que pueden tener riesgos de presentar estas afecciones.  De esta manera, se tiene la oportunidad de hacer un diagnóstico y un tratamiento en fases tempranas del problema.

Refirió, dentro de las actividades que se pueden realizar para prevenir las enfermedades cardiopulmonares, se encuentra la actividad física constante, el llevar una dieta balanceada, evitar el consumo de tabaco, alcohol o drogas, y la exposición a contaminantes y al humo de cigarro y leña.